El sector bancario se beneficia del incremento en los rendimientos de los bonos

En el artículo anterior ya vimos cómo los rendimientos de los bonos estadounidenses están subiendo (caída de sus precios) debido a las presiones inflacionistas generadas por los incrementos de precios de las materias primas.

Hoy vamos a seguir profundizando sobre los efectos que las alzas en los rendimientos de los bonos tienen en los mercados de valores y cómo estos son un claro catalizador para el comportamiento de las empresas financieras.

Para ello vamos a centrarnos en la banca estadounidense. El siguiente gráfico muestra el impacto que el rendimiento del bono americano a 10 años (área verde) tiene sobre el comportamiento relativo de las acciones bancarias en los últimos meses.

La línea negra es la “relación” del sector bancario dividido por el del S & P 500. Si la línea negra sube significa que la banca tiende a hacerlo mejor que el promedio del mercado, mientras que, si la línea negra cae, significa que la banca tiene un rendimiento inferior al del mercado. El área verde representa el rendimiento de los bonos estadounidenses a 10 años.

Observad que las dos líneas tienden a subir y bajar juntas. La caída de los rendimientos de los bonos durante el final de 2018 y la primera mitad de 2019 pasó factura al sector bancario. Los bancos comenzaron a hacerlo mejor después de que los rendimientos de los bonos repuntasen durante la segunda mitad de 2019 (aumento en la relación). Esto duró hasta principios de 2020 cuando una nueva bajada en el rendimiento de los bonos afectó a las cotizaciones bancarias.

A finales de 2020 el comportamiento de los bancos mejoró de nuevo junto a las alzas de los rendimientos de los bonos hasta mediados de 2021. Este verano, sin embargo, un ligero retroceso en los rendimientos de la renta fija generó una pequeña debilidad dentro del sector bancario.

Tras la debilidad de este verano, en la recta final de este 2021 estamos asistiendo a un nuevo punto de inflexión, en el que las alzas de los rendimientos de la renta fija han vuelto a situar a la banca como uno de los mejores sectores en EEUU.

Esta relación tan estrecha se debe a que a los bancos históricamente les va mejor cuando los rendimientos de los bonos tienen una pendiente ascendente. La subida de los rendimientos hace que los bancos puedan cobrar más por sus préstamos, dando un mayor margen de beneficio. La caída de los rendimientos de los bonos tiene el efecto contrario y reduce sus márgenes de beneficio. De ahí esta correlación tan estrecha entre los rendimientos de los bonos y el sector bancario.

Revisada esta circunstancia favorable para la banca dentro de los flujos monetarios, vemos que técnicamente el sector bancario también mantiene un aspecto muy positivo.

El sesgo alcista del sector es impecable, de hecho, esta semana lo estamos viendo establecer nuevos máximos históricos (superando incluso los máximos registrados antes de la crisis financiera), lo que unido a su fuerza relativa le hace ser uno de los sectores atractivos para la inversión ahora mismo al otro lado del charco.

Además de los argumentos técnicos positivos que muestra la banca, no debemos perder de vista que el Atlas está encendido. El Atlas de Blai5 es un indicador que nos advierte sobre los activos que esperan un movimiento violento en las próximas semanas. Este indicador no está diseñado para informar sobre la dirección que va a tomar la cotización en las próximas semanas, tan sólo advierte de que un movimiento fuerte se avecina en la cotización, por lo que debe de ser utilizado junto a otros indicadores (como la tendencia y la fortaleza comentados anteriormente) que nos informan de hacia dónde es más probable (no confundir probabilidad con seguridad) la dirección de dicho movimiento.

El contexto predominantemente alcista en el que nos encontramos ahora mismo en el mercado de valores estadounidense, unido al buen tono que muestran las empresas bancarias americanas y lo favorables que le son los flujos monetarios actualmente (alzas de los bonos comentadas anteriormente), me hacen pensar que lo más probable es que ese movimiento que adelanta el Atlas se produzca al alza tras la superación de máximos de esta semana.

Recuerda que cómo sacar partido a todos estos sectores líderes y mucho más, lo explico con todo lujo de detalles en mi libro “El Código de Wall Street”. Con la compra del libro dispondrás de tres meses de acceso gratuito a todas las herramientas de esBolsa.

Edición revisas El Codigo de Wall Street Ricardo Gonzalez“El Código de Wall Street”.

El libro de Ricardo González

¡No te quedes sin él, pide tu ejemplar aquí!

separador+(2)[1]


		
Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.